Hecha la ley, hecha la trampa

Si usted creía que ese documento importantísimo estaba a salvo de miradas indiscretas porque lo destruyó con el clásico aparatito, piénselo de nuevo.

Unshreder es un software que analiza cada uno de los pedacitos de papel cortado y reconstruye nuevamente el documento.

Nauseador sónico

Para los que no se quedaron con resaca en estas fiestas, este es el regalo ideal:

"Sonic nausea" es un pequeño dispositivo electrónico que puede revolver el estómago. Con su combinación única de frecuencia de ultrasonido ultra-alto provoca una sensación cercana a la náusea. También puede causar dolores de cabeza, irritación intensa, sudor, mareos y hasta vómitos.

Tiene un precio de 29 dólares y se adquiere aquí.

Mesa de saldos XIX

Ideas y links que no llegaron a post

Dos de Google Chrome, el navegador de Google:

1) Chromon, el Simon inspirado en el logo de Google Chrome (vía). Click en Play para jugar:

y 2) Cómo a Google se le ocurrió el logo de Chrome (vía) d19 Ya está circulando bastante, pero vale la pena: el duelo de baile entre Obama y McCain:

Y acá, el verdadero Obama bailando:

d19

Y hablando de las elecciones en EE.UU., uno de los íconos de la campaña de Obama fue su imagen con la leyenda «Hope» (Esperanza), creada por el artista Shepard Fairey:

A partir de ese retrato, Rene Wanner recopiló 104 posters en la misma línea. Aquí van algunos:

El Papa
El Papa
Bob Hope
Bob Hope
Amy Winehouse
Amy Winehouse
Groucho Marx
Groucho Marx
Harpo Marx
Harpo Marx

Los que quieran imitar el modelo, puede seguir este tutorial, actualmente fuera de servicio (Google cache).

d19

En otra Mesa de Saldos hablamos de las burbujas de papel para envolver virtuales. Los que necesiten descargarse con el objeto material pueden comprarse este calendario 2009:

Con el Bubble Calendar podrán aplastar una burbujita cada día y tendrán garantizada diversión para un año completo.

d19

Continuar leyendo «Mesa de saldos XIX»

Regalos originales para el Día de la Madre 2008

Si no le alcanzaron las ideas de la edición anterior, aquí van nuevas propuestas para agasajar a sus madres, tutoras o encargadas (¿o acaso existe un Día de la Tutora?) de un modo diferente.

Para el baño

¡Basta de escuchar a mamá quejarse por su peso! Regálenle una balanza que nunca la mostrará gorda:

Ojos que no ven, corazón que no siente. Balanza sin números, delgada eterna.

Vale 95 dólares y se compra acá.

Para el dormitorio

¿Quién no odia despertarse temprano? Los maridos que padecen la ira de sus compañeras de cama deberían inducir a sus hijos a que obsequien este Reloj-Tiro-al-blanco de 43 dólares, más costos de envío:

Así ellas redirigen su violencia contra el verdadero causante de sus males, el despertador, disparándole para que deje de sonar en tres simples pasos:

¿Quieren verlo en acción?

Para la cocina

Esas dos porciones de torta son en realidad, parlantes. OK, no son de muy buen gusto que digamos, pero originales, son. Si considera que está dispuesto a pagar 1250 dólares por dos cachos de pastel que ni siquiera se puede comer, vaya acá y homenajee a su mamita.

Para el auto

«Un dedo vale más que mil palabras» es la consigna de este gadget de 40 dólares que se pega en el vidrio trasero del auto y funciona a control remoto.

Activando los diferentes dedos de esta mano luminiscente, se pueden enviar diferentes mensajes a los conductores que vienen detrás, como bien lo ilustra esta foto:

Ya nunca más la frase «Andá a lavar los platos» quedará sin respuesta.

Para el baño II

Casi todas las mujeres se han sentado en una tabla del inodoro mojada por sus hijos varones anche su marido. Este domingo algunas afortunadas recibirán de regalo esta linterna de apenas 7 dólares que detecta orina cual protagonista de CSI:

O sea, los chicos no le prometen levantar la tabla, pero al menos le regalan algo para que esté prevenida de lo que le espera. ¡Qué divinos!

Más que remeras

Con la llegada de la primavera, es hora de renovar el guardarropas. Como todos los años, desde aquí recomendamos prendas ideales para el lector tipo de este blog. En este ocasión se trata de remeras, pero con un toque adicional. Pareciera que ya no basta con calzarse un cacho de tela con cuatro agujeros. Ahora es necesario que las camisetas tengan un uso suplementario. Las hay inservibles, pero también divertidas y hasta útiles. Esto es lo más rescatable que encontramos:

Remera con LED

Una remera con un pequeño cartelito luminoso, al estilo del Infotrans de los colectivos. Se puede programar cualquier leyenda tipo: «Soy un banana» o «Pegame que no duele». Cuesta 42 dólares en rojo, pero 54 en azul (¿?) y se compra acá.

Remera con dialoguito

La versión analógica del modelo anterior. Esta prenda incluye con su compra un marcador que permite escribir lo que querramos en el globito, como si se tratara de una historieta. La leyenda se borra cuando se lava y podremos escribir otra genialidad, por ejemplo la lista del supermercado, habiendo invertido apenas US$ 19,95 según dice en el sitio web del producto.

Remera porta iPod

Cuando los creadores de la marca italiana Music and Sons vieron que la gente por la calle cargaba el iPod en sus manos, decidieron crear una prenda para que resultara más cómodo escuchar música portátil.

Sus remeras tienen una conexión en la parte trasera del cuello para los auriculares y un bolsillito inferior para el reproductor de MP3.

Ambos se conectan por un cable interno lavable. El resultado es una remera exclusiva (cada motivo es único) preparada para escuchar música elegantemente pagando los 31,50 euros que vale.

Remera detectora de Wi-Fi

Imprescindible para todo usuario movil de notebook. Su función es detectar cuando se está en una zona con Wi-Fi. Como muestra la foto de la izquierda, cuando hay lugar con Wi-Fi disponible, las barras de la remera se iluminan dinámicamente en la medida en que la conexión fluctúa. Viene con luz azul o verde, cuesta 36 dólares y se compra en esta tienda.

Remera batería

Mi favorita. Entreténgase mientras espera en el consultorio del dentista mandándose un solo de batería. Esta remera incluye siete sonidos de percusión diferentes que se pueden ejecutar con el dedo sobre el dibujo. Funciona con cuatro pilas AAA, viene con volumen ajustable y se puede lavar. Precio: 30 dólares.

En este video, vean a la remera En Concierto: