La primera persona asesinada por un robot

Según Wikipedia fue un tal Robert Williams, trabajador de Ford, fallecido el 25 de enero de 1979:

El robot estaba diseñado para retirar piezas de recambio de su almacenamiento, pero su trabajo era considerado demasiado lento. Williams estaba retirando manualmente una pieza cuando fue golpeado en la cabeza por el brazo mecánico del robot, muriendo instantáneamente. En la demanda, su familia indicó que el robot carecía de mecanismos de seguridad para prevenir un accidente de este tipo, ni siquiera disponiendo de un sonido de advertencia para alertar a los trabajadores de su presencia.

Se suele considerar a Kenji Urada como la primera víctima robótica, pero fue matado dos años más tarde.