Los conservadores

conservador.jpg

¿Quiénes dijeron estas frases?

I

Con el orden no se puede ser caníbal; uno puede combatirlo, puede estar en su contra, pero lo que no puede hacer es comérselo.

Aquí hay un umbral de seguridad propio del Tercer Mundo, eso hay que aceptarlo. Nadie nos protege.

Aquí estoy, tratando de hacer un libro, encarando la vida con vigor, con satisfacción, ayudado por el paso de los años, que hace cosas saludables, también, como que te vuelca más alcohol del que podés tomar… Ya casi no estoy bebiendo, tengo que parar de beber del todo.

II

Yo creo que las drogas no te dan nada que ya no tengas. Si tenés dudas, te dan dudas. No hay que buscar ahí lo que no tenés. Ni el talento, ni la inspiración, ni el coraje, ni la voluntad te llegan con la droga.

III

Nada de sexo, droga y rock & roll.

IV

Prefiero escuchar música onda Pimpinela, Roberto Carlos o Nino Bravo.

Lo único que a mí me importa, de verdad, es mi familia, mi nueva casa y las clases de fútbol de mi hijo.

V

Menos mal que empecé a reconsiderar miles de cosas que pensaba y me dediqué solamente a tocar música.

VI

Grabar un disco no es lo importante: lo importante es que la gente lo compre.

Las frases de I pertenecen a Carlos «el Indio» Solari.

La frase de II pertenece a Charly García.

La frase de III pertenece a Flavio Cianciarullo.

Las frases de IV pertenecen a Vicentico.

La frase de V pertenece a Luis Alberto Spinetta.

La frase de VI pertenece a Ale Sergi.

Todas aparecieron en «Las mejores entrevistas de Rolling Stone – Íconos del Rock Nacional 1967-2007»

[audio:http://www.simplenet.com.ar/mp/mpaniversario/27.mp3]

Amas de casa desesperadas

Aunque estas semanas la mitad del top 10 de libros de no ficción está ocupado por la dupla Pigna-Paenza (tres libros el historiador, dos el matemático), se están colando un par de títulos que también pueden agruparse.

Son «Cómo poner límites a los hijos» y «Mi marido envejece ¿qué hago?». No hace falta comprarlos para saber de qué tratan, los títulos son suficientemente explicativos. Aunque «Mi marido envejece ¿qué hago?» puede generar un par de preguntas: ¿la esposa sigue jovencita eternamente? y ¿por qué ella debería hacer algo con su marido? a menos que le dé un infarto, en cuyo caso debería llamar a la ambulancia, lo único que tiene que hacer es aguantarlo, que es lo que hacen todas las parejas, y para saber eso no hace falta leer ningún libro.

Que las mujeres casadas y con hijos busquen con avidez estos libros puede tener muchas lecturas. Una feminista podría ser «los nenes son unos hinchapelotas y los maridos unos inútiles». Y una machista: «las mujeres ya no son lo que eran: mi vieja no necesitaba de un libro para criar a sus hijos y poner en vereda a mi viejo».

Lo cierto es que nos hemos ido acostumbrando a que el mercado editorial lance estos libros para mujeres: recuerdo «Los nietos nos miran» (sí, ¿y?) y «No seré feliz pero tengo marido». Por eso ya no nos sorprenden. Pero no se lanzan equivalentes para hombres, tipo «Cómo ponerle límites a la tarjeta de crédito de mi mujer» o «Mi amante me hinchó las bolas ¿qué hago?». Y ni que hablar del colectivo gay que, al menos por ahora, tampoco compra libros tipo «Cómo no ponerle límites a mi marido» o «Los chongos nos miran».

Sitios web de papel

Esta foto acompaña el balance 2006 de Larry Dobrow, uno de los mayores especialistas en revistas de EE.UU. Dobrow se hace eco de una serie de artículos aparecidos en los diarios norteamericanos sobre la muerte de las revistas. Si a eso se le suma que, a pesar de su tirada de 1,3 millones de ejemplares mensuales, la revista FHM dejará de publicarse, el panorama suena desalentador.

Sin embargo, a este proceso se le opone una nueva moda que contradice esta tendencia: las revistas nacidas a partir de Internet.

Así, los editores del diario alemán Bild publicarán The AvaStar, una revista que hablará sobre todo lo que suceda en Second Life, en PDF pero con aspecto similar a publicaciones sensacionalistas tipo The Sun.

Y MySpace, de Rupert Murdoch, planea Marmalade, una revista de papel con contenido generado por los usuarios de esta megacomunidad mundial de 70 millones de usuarios.

La idea de aprovechar el público cautivo de blogs y sitios web para emprendimientos editoriales no es nueva. Está en ebullición con los librogs. Y ya en los días de la burbuja se publicaron revistas de eBay y de Yahoo! (la muy buena Yahoo! Internet Life). Ambas terminaron cerrando.

No fumadores, apoyemos a los fumadores

nofumar.jpg

A un año de la Ley Antitabaco española, el diario El País hace un balance. Se congratula de que la medida hizo que se redujera el consumo un 3%, pero critica que en muchos lugares no se aplica como se debe.

En Buenos Aires las cosas son exactamente al revés: pese a la Ley Antitabaco, no baja la venta de cigarrillos en la Ciudad, pero, eso sí, se respeta a rajatabla. Nadie fuma en bares y restaurantes que no tengan un sector habilitado.

Los no fumadores militantes todavía no pueden creer la conquista de lugares públicos libres de humo. Pero a no festejar. La alegría tiene fecha de vencimiento: alrededor del 21 de marzo.

La ley se cumple porque tuvo un atajo en el que las tres partes involucradas (fumadores, no fumadores y dueños de restaurantes) quedan conformes, que son las mesas en la vereda. Ideales para fumarse un faso mirando la gente pasar en estos días de calorcito (la ley empezó el 10 de octubre), pero poco seductoras con temperaturas por debajo de los once grados.

Cuando los fumadores, decidan que el café que se iban a tomar para entrar en calor tienen que hacerlo en la helada vereda (ya que, como se dijo, no van a dejar de fumar) y los bares comiencen a poner menos billetes en la caja registradora, comenzaremos a ver nuevamente el humo puertas adentro.

Por eso, si los no fumadores quieren conservar la pureza de su aire a partir del otoño deben ser los que se pongan a la cabeza de una nueva reivindicación: bares exclusivos para fumadores y bares exclusivos para no fumadores.

Así todos contentos de nuevo. Los bares porque seguirán llenos y fumadores y no fumadores porque tendrán un lugar propio. La desventaja para los no fumadores es que el bar al que suelen concurrir se pase de bando (cuando se implementó en Chile el 80% de los establecimientos eligió ser exclusivo para fumadores). Pero buscar otro bar es siempre mejor que volver a la farsa del «sector de no fumadores».

Alguien dirá que toda esta lógica parte de una premisa que todavía no se comprobó, y que si la ley se cumple, no tiene por qué empezar a violarse. En tres meses volvemos a hablar.

Cuando Wikipedia es mejor que la Britannica

WikipediaTuve una sospecha: ¿y si la Enciclopedia Britannica no había actualizado la biografía de Saddam? No dudaba de que Wikipedia había cargado la fecha de su muerte y en sus ¡60 idiomas!, a diferencia de la Britannica, que online sólo está en inglés.

Pero me equivoqué, allí estaba: 30 de diciembre de 2006.

Después me dí cuenta: era un hecho demasiado relevante como para ser omitido. Pero, ¿qué pasaría con una muerte de menos impacto, pero igual de reciente? Me acordé de Joseph Barbera, creador de «Tom y Jerry» y los «Los Picapiedra», entre otros grandes dibujos animados.

En Wikipedia estaba su fallecimiento: 18 de diciembre de 2006. Esta vez eran 22 los idiomas donde aparecía su biografía. En la Britannica, en cambio, su entrada estaba compartida con su socio William Hanna (como si fueran una misma cosa) y no figura la fecha de su muerte. Eso sin contar que hay que pagar para ver la información completa.

Al menos en estos aspectos (idiomas, actualizaciones y gratuidad), Wikipedia sigue siendo una mejor fuente de consulta.

Opciones para blogs en vacaciones

blogcerrado.jpg

¿Qué hacen los bloguers con su blog cuando se van de vacaciones? Estas son las alternativas que vi por ahora:

– Lo cierran: ponen un cartelito que dice «Cerrado por vacaciones» o «Nos vemos en febrero».

– Siguen posteando como siempre: pero desde el lugar de veraneo.

– Invitan a bloguers amigos a mantenerlo: de este modo descansan ellos, pero no el blog y los lectores.

– No hacen nada: los blogs con menos acento en lo personal y que no postean con tanta frecuencia simplemente interrumpen su actividad hasta el regreso sin dar ninguna explicación.

Pero también hay otras posibilidades:

– Lo mejor de: al peor estilo de la tv, republicar durante las vacaciones los posts más solicitados, los más leídos o los mejores según el autor.

– Parrilla: durante el año ir escribiendo posts intemporales para publicar por estas fechas.

– El blog de los lectores: dejar un post titulado «Vacaciones» para que vayan escribiendo los visitantes. No apto para blogs con alta tasa de trolls.

– Blog2Flog: convertir al blog en un flog (foto log) con imágenes de nuestras vacaciones.

– Lecturas recomendadas: en lugar de dejar un post que diga «Me fui de vacaciones», enlazar a sitios con lecturas interesantes.

– Blog automático: sólo apto para geeks. Dejar un Planet con blogs relacionados o favoritos para que se vaya actualizando automáticamente con contenidos externos.

¿Qué otras opciones vieron o se les ocurren?